VAMOS A CONTAR VERDADES, TRALARÁ…


 

En una de mis primeras entradas en este blog (“Calumnia que algo queda”) me referí  a la cuestión de las calumnias que habían empezado a verterse sobre Sarah desde el mismo día en que se conoció su selección por John McCain como su compañera de ticket. Alguna de esas calumnias, tantas que casi forman un género literario propio, las Palin smears,  ya ha sido tratada y refutada mientras repasaba su biografía, pero a la gran mayoría de ellas simplemente las di de lado y ni las mencioné porque mi intención era precisamente la de no hacerme eco de ellas de ninguna manera. Siento tal repugnancia hacia todos aquellos que se han dedicado a sembrar y difundir esas calumnias que la sola idea de que tener que ensuciarme las manos escribiendo una sola línea más de lo imprescindible sobre ellas me produce náuseas. Así pues, pensé que podría continuar este blog sin tener que tocar el tema, pero al final he comprendido que no va a ser posible. El motivo: una simple conversación con algunos de mis amigos en la que el tema de Sarah Palin surgió de pasada; la reacción de ellos ante la mera mención de su nombre fue una sonrisa sarcástica y un comentario: “A mí esta mujer es que me da miedo”, que no me esperaba de ninguna manera porque mis amigos son personas sensatas, bien informadas y perfectamente capaces de sumar dos y dos. Sin embargo, el poder de los medios de (des)información es tal que a poco que les dejes una rendija, te infectan con su basura y ni te das cuenta. Es por ello que voy a hacer de tripas corazón, aprovisionarme abundantemente de Primperan y lanzarme de cabeza a las fangosas y turbias aguas de las Palin smears. Todo sea por el buen nombre de Sarah.

De entre todas las calumnias que han surgido por ahí, he seleccionado las veinte que más “éxito” han tenido durante la campaña electoral. Estas veinte pueden agruparse en cuatro tipos diferentes, atendiendo al momento de la vida de Sarah a que se refieran.

Calumnias sobre su vida privada

¿No fue el actual presidente de Estados Unidos quién marcó un límite infranqueable a la prensa: su esposa y sus hijas? Claro que como todos los izquierdistas, se refería a sí mismo, no a los demás porque la vida privada de Sarah bien que fue examinada y vuelta del revés por sus partidarios. Y es que ya lo sabemos, la izquierda siempre tiene dos varas de medir: una para sí misma y otra para los demás.

  • Sarah tuvo una aventura amorosa con el antiguo socio de su marido, Todd.
  • Su hijo Track tuvo que alistarse en el ejército como pena por haber destrozado algunos autobuses escolares como gamberrada.
  • Sarah es miembro (¡que tentación de escribir “miembra”!) del Partido Independentista de Alaska.
  • Su hijo Trig no es su hijo realmente, sino de su hija Bristol. Sarah fingió su embarazo.
  • Su hijo Trig sufre síndrome de Down debido a que Sarah no se cuido lo suficiente durante su embarazo.

Calumnias sobre su etapa como alcaldesa de Wasilla

Alguna de ellas hace referencia a su etapa como concejal, que ya son ganas de hurgar en la basura por parte de los medios de (des)información. Por cierto, no pienso hablar de la multa de tráfico de Todd ni la de Sarah por pescar sin licencia. Es demasiado ridículo; hasta ahí podríamos llegar.

  • Sarah es miembro (otra vez y no me resistiré a lo de “miembra”) de la John Birch Society.
  • Sarah prohibió alrededor de 100 libros de la biblioteca pública de Wasilla.
  • Sarah pretendió que las víctimas de violaciones pagasen de su bolsillo los exámenes médicos.
  • Sarah apoyó la candidatura presidencial de Pat Buchanan en 2000.
  • Sarah dejó al municipio con una deuda de 20 millones de dólares cuando abandonó la alcaldía.

Calumnias sobre su etapa como gobernadora de Alaska

Al referirse al período más reciente de la vida de Sarah, se hizo más énfasis sobre ellas. Lamentablemente, son igual de repulsivas que las anteriores. Y más falsas que un billete de cuatro dólares. Y que hubiera gente que se las creyera a pies juntillas no tiene perdón de Dios; se puede ser tonto, pero querer ser tonto ya es demasiado. Y luego me preguntan que porqué soy de derechas…

  • Sarah recortó los fondos disponibles para las madres adolescentes.
  • Sarah recortó los fondos disponibles para las escuelas de niños discapacitados.
  • Sarah declaró públicamente que la guerra de Iraq era “voluntad de Dios”.
  • Sarah pretende forzar la enseñanza del Creacionismo en las escuelas.
  • Sarah pretende forzar la enseñanza exclusiva de la abstinencia sexual en las escuelas.
  • Sarah mintió al decir que había vendido el jet del gobernador en eBay.
  • Sarah abusó de su poder para forzar el despido de su ex-cuñado (el “troopergate”).

Calumnias sobre su etapa como candidata vicepresidencial

No demasiadas porque Sarah tuvo un comportamiento exquisito durante toda la campaña electoral. De hecho, las peores calumnias sobre ella las tuvo que escuchar de boca de algunos de los asesores de campaña de McCain una vez finalizada ésta, cuando estaban muy preocupados intentando cargarle la responsabilidad de la derrota a ella. Tal vez las comente al final de la serie si es que aún me queda Primperan…

  • Sarah se burló del candidato presidencial demócrata llamándolo “Sambo”.
  • Sarah no fue examinada adecuadamente antes de ser seleccionada por McCain como su compañera de ticket.
  • Sarah reveló información confidencial cuando anunció que su hijo Track iba a ser destinado a Iraq.

Todas y cada una de estas calumnias serán tratadas en una serie que empezaré inmediatamente y cuyas entradas serán breves y concisas, presentando rápidamente la calumnia y refutándola acto seguido, todo ello enmarcado con las siguientes etiquetas de cosecha propia, para alegrarlo un poco.

palin-smear-stick

Ésta para presentar la calumnia y advertir a mis lectores de que se tapen la nariz o corren el riesgo de desmayarse.

palin-truth-stick

Y ésta para presentar la verdad; verdad de la buena, de la que dicen los niños buenos y ni un solo izquierdista.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: